Nuestra Historia

Nuestra HistoriaLa Fundación Paraguaya, fundada en 1985, es la institución pionera en la promoción de emprendedores a través del crédito y la capacitación en el Paraguay. Trabaja en todo el país, a través de 24 oficinas regionales y abarca más de 136 ciudades. Como asociación civil sin fines de lucro, la Fundación Paraguaya no reparte dividendos a sus asociados.

Los excedentes de sus operaciones los destina a capitalizar su programa de crédito en el interior, a financiar, sostener y apoyar a su Escuela Agrícola en el Chaco, y a potenciar a su programa Junior Achievement en su estrategia de expansión al interior del país.

Enfoque

La Fundación Paraguaya de Cooperación y Desarrollo nació en 1985 fruto de la frustración de un grupo de empresarios y líderes sociales por la incapacidad del entonces dictador para abordar los problemas de severa pobreza y su falta de apoyo para aquellos que deseaban salir de la misma.

La premisa original se basaba en que mejorando las habilidades de negocios de los microemprendedores ellos serían capaces de iniciar sus propios negocios, beneficiándose ellos mismos y la comunidad.

Pronto se volvió obvio que más que la falta de habilidades era la falta de crédito lo que impedía el crecimiento de estos negocios.

El rápido acceso a un crédito relativamente pequeño podía hacer la diferencia entre el aprovechamiento de una oportunidad de negocio o la pérdida de la misma.

Los Microcréditos eran todavía un tema del que pocas personas tenían conocimiento en ese entonces. Un encuentro afortunado con Acción Internacional, que en ese entonces se encontraba desarrollando programas de Microfinanzas en otros países de Latino América, fue el comienzo de una alianza que se ha ido estrechando a lo largo de casi veinte años.

Un retorno a la educación

Alumnos de Educación Emprendedora

El término de la dictadura abrió Paraguay al mundo, y para la Fundación Paraguaya trajo nuevas posibilidades de cooperación con el estado.

También resaltó la necesidad de una fuerza de trabajo con un mayor entendimiento de como funcionan los negocios, capaces de competir en un mercado global creciente. Nuestro programa de educación en emprendedurismo empezó en 1995, en asociación con Junior Achievement Internacional, con el objetivo de dar a los alumnos el conocimiento de como funciona la economía, creando así los emprendedores del mañana.

 

Un futuro radical

Alumnas de la Escuelas AutosuficientesUno de los desafíos más grandes para Paraguay ha sido acercar los beneficios del desarrollo económico a las áreas rurales a pesar de que más de la mitad de la población gana su sustento a través de la tierra.

En el 2002 a la Fundación Paraguaya le fue concedida una Escuela Agrícola que forma parte de las bases de un nuevo modelo de desarrollo radical: La Granja Escuela Orgánica Autosuficiente. El potencial para escuelas autofinanciables es enorme debido a la alta demanda de Educación Agrícola que no puede ser atendida solamente con los fondos del gobierno. Estos son, en verdad, momentos emocionantes.